Páginas vistas en total

sábado, 6 de septiembre de 2008

El hallazgo de un depósito de agua refuerza la importancia de Cimadevilla como núcleo romano

El barrio de Cimadevilla era un núcleo romano de «gran importancia». Lo constata el último hallazgo arqueológico que se ha producido en la ciudad. Bajo el edificio de la antigua Fábrica de Tabacos, se ha encontrado un depósito de agua de 36 metros cuadrados que los expertos datan entre el siglo II y el IV d. de C. Es el resultado de las excavaciones que vienen realizándose desde 2007 en el emblemático edificio de Cimadevilla, coincidiendo con su remodelación como equipamiento público. La reforma quedará suspendida hasta que concluyan las excavaciones, presentadas ayer como «aportación inestimable a la arqueología nacional». Entre los restos destaca una suela de sandalia, primer calzado romano encontrado en Asturias.
Miriam SUÁREZ La segunda fase de las excavaciones arqueológicas llevadas a cabo en la antigua Fábrica de Tabacos de Cimadevilla ha constatado la «gran importancia» de Gijón como núcleo romano. Bajo el edificio se han encontrado los restos de una gran construcción civil, a la que se atribuye la función de captar agua subterránea (caput aquae) para su distribución al resto de la ciudad. Los expertos, a falta de análisis más concluyentes, datan este depósito entre los siglos II y IV d. C. La directora de las excavaciones, Carmen Fernández Ochoa, y el concejal de Cultura, Justo Vilabrille, presentaron ayer el hallazgo como «una aportación inestimable para la arqueología nacional». Esta misma semana, Oviedo también rescataba su origen romano, dando a conocer los resultados del análisis de la fuente descubierta en la calle de la Rúa. El carbono 14 fecha este surtidor en tiempos del bajo Imperio romano. La coincidencia en la presentación del hallazgo, según Justo Vilabrille, no esconde «ningún tipo de competición». Es más, «nos alegramos mucho de lo aparecido en Oviedo», puntualizó el edil socialista de Gijón. Las excavaciones en la antigua Fábrica de Tabacos se iniciaron en 2007, dentro de las obras de remodelación del emblemático edificio de Cimadevilla, donde está previsto habilitar un gran museo de la ciudad. En los sondeos previos ya se encontraron indicios de que «aquí había restos que no fueron arrastrados por la ulterior urbanización» de la ciudad. Esos indicios se confirmaron este verano, en la segunda fase de los trabajos. Los arqueólogos encontraron la construcción pública romana en lo que fuera el convento de las Agustinas Recoletas; en concreto, bajo el patio del claustro. La parte subterránea de esta construcción civil se conserva prácticamente intacta. Se trata de una estructura de 36 metros cuadrados de superficie y 4 metros de altura, formada por paredes de argamasa y piedras. Introducida en la arcilla del terreno, todavía hoy se acumula agua dulce entre sus muros de 60 centímetros de ancho. Dentro del depósito, apareció derrumbado un cuerpo superior. A juzgar por la ubicación estratégica del hallazgo, en la parte más alta de la ciudad y a 45 metros sobre el nivel del mar, podría haber sido una torre de varios pisos. Entre los restos del derrumbe, se han localizado «muchísimos» materiales orgánicos. Su valor «es incalculable», ya que las condiciones medioambientales que se dan en el yacimiento de la Fábrica de Tabacos no son frecuentes en las excavaciones arqueológicas. El ambiente anaerobio (ausencia de oxígeno molecular), los limos y la humedad han sido propicios para la conservación «casi completa» de cestas, cubos, pasadores, maderas, herramientas con mango y microfauna. El equipo que dirige Fernández Ochoa, integrado por 14 profesionales, ha llegado incluso a recuperar la suela de una sandalia romana, en la que todavía se aprecia la huella de los cosidos. Este trozo de cuero tiene un interés añadido, al tratarse del único zapato de esta época que se localiza en la región, según Ochoa. «El primero en Asturias y el segundo de la cornisa cantábrica», precisó la máxima responsable de las excavaciones. La importancia del hallazgo justifica, en opinión del equipo del Ayuntamiento, la continuación de los trabajos. Justo Vilabrille anunciaba ayer que ya están en marcha los trámites para una tercera fase de excavaciones, que podrían prolongarse hasta la primavera de 2009, con lo que «quedan suspendidas las obras de remodelación y plan de usos de la Fábrica de Tabacos; no se puede seguir adelante con este proyecto hasta saber el alcance de este descubrimiento», advirtió el concejal de Educación y Cultura.
Tomado de: http://www.lne.es/secciones/noticia.jsp?pRef=2008090600_35_672660__Gijon-hallazgo-deposito-agua-refuerza-importancia-Cimadevilla-como-nucleo-romano

No hay comentarios:

Publicar un comentario