Páginas vistas en total

martes, 17 de junio de 2008

Rescatan histórico tesoro

Los arqueólogos esperan recuperar otro cañón en los próximos días.

Los expertos lo han descrito como uno de los descubrimientos marítimos más importantes que se han llevado a cabo.
Se trata de varios valiosos artefactos recuperados de un barco que naufragó en el siglo XVI.
El tesoro recuperado incluye un cañón de 2 metros de largo, con el cual, dicen los arqueólogos, se podrá obtener información valiosa sobre el poderío naval del reinado de Isabel I.
El naufragio, descubierto hace 30 años, está situado cerca de la costa de Alderney, una de las Islas del Canal de la Mancha.
Incomparable
Según el doctor Mensun Bound, el arqueólogo marino de la Universidad de Oxford que dirigió la excavación, "en términos de arqueología, este barco es realmente de primera clase, y es muy difícil encontrar algo que pueda comparársele".

Los arqueólogos esperan recuperar otro cañón en los próximos días.La recuperación de los artefactos, dice el investigador, involucró una operación muy delicada.
"El cañón está en perfectas condiciones, no se rompió nada. Contiene una granada intacta, parte de su cureña está en su sitio, y en su costado parece tener el cañón de un fusil o una espada".
"Arqueológica e históricamente éste es un día muy importante".
Además del cañón, el equipo también ha logrado recuperar muchos otros objetos, incluidos un mosquete, una coraza y un calendario de navegación.
Momento clave
Los expertos creen que el barco de Alderney y su contenido brindarán información valiosa sobre un momento clave de la historia naval de Inglaterra.
Se cree que el barco se hundió en 1592, posiblemente después de chocar contra uno de los muchos arrecifes que se encuentran en la zona.
Cuatro años antes, la armada isabelina había derrotado a la española y estaba involucrada en expediciones que marcarían su dominio marítimo y territorial alrededor del mundo.
"El naufragio ilumina una época cuando Inglaterra estaba luchando por su supervivencia" afirma el doctor Bound.
"El mundo estaba en guerra, y el sur católico luchaba contra el norte protestante".
Revolución tecnológica
Al mismo tiempo, agrega, la armada estaba siendo sometida a una revolución tecnológica.
Los científicos creen que el estudio de los cañones del barco ofrecerá información sobre qué tan avanzada era realmente la armada de Isabel I.
"Esperamos que los cañones demuestren que este barco transportaba el primer sistema de artillería uniforme y coordinado", explica el doctor Bound.
Los cañones y otras armas, como las mosquetas y pistolas, serán transportaban por el río Támesis hacia la Torre de Londres donde serán analizadas.
El rescate del tesoro del barco de Alderney está siendo filmado por un equipo de la BBC para un documental que será transmitido por televisión.

Hallan un centro ceremonial preinca de más de 3.000 años de antigüedad

Un centro ceremonial preinca de unos 3.000 años de antigüedad formado por bloques de piedra de más de dos toneladas fue descubierto en la ciudad andina de Vilcashuamán, en la provincia de Ayacucho, por un grupo de arqueólogos, informó hoy el diario 'El Comercio'.El equipo formado por el japonés Yuichi Matsumoto y el peruano Yuri Caverao, estudiantes de la Universidad de Yale, excavó a tan sólo 600 metros del centro de Vilcashuamán -que en la época inca fue uno de los centros administrativos más importantes de la región-, donde hallaron los restos de un centro ceremonial datado entre los años 1.800 y 200 a.C.Este complejo, denominado 'Campanayuq rumi' por los pobladores de la zona, consiste en tres plataformas rectangulares de seis metros de altura que ocupan un área de 70 por 50 metros cada una y están dispuestas en forma de 'U' rodeando una plaza hundida en el suelo.En las excavaciones también se ha descubierto una serie de escalinatas y un sistema de drenaje subterráneo empleado para proteger la estructura del templo.Además, los arqueólogos encontraron cerámicas con figuras zoomórficas y otros diseños que podrían pertenecer a las culturas Paracas y Nazca, que se desarrollaron en la costa del actual Perú, y las cuales podrían constatar el dinámico intercambio comercial que había en la zona.Vilcashuamán -'Halcón Sagrado' en quechua- está ubicado a más de 3.400 metros de altitud sobre el nivel del mar, a unos 400 kilómetros al sureste de Lima, y albergó en su periodo de esplendor bajo el imperio Inca una población de 40.000 personas.Los arqueólogos, que culminarán los trabajos de excavación en una semana, aproximadamente, solicitaron apoyo a las autoridades para proteger el área y evitar daños en las estructuras mientras prosiguen con sus investigaciones.Perú posee un enorme patrimonio arqueológico y cultural y periódicamente aparecen nuevos vestigios de sociedades precolombinas.Sin embargo, este rico legado tiene que hacer frente a los peligros del expolio cultural y a la dificultad para mantener y proteger los hallazgos.
Tomado de: http://actualidad.terra.es/cultura/articulo/hallan-centro-ceremonial-preinca-antiguedad-2552317.htm

El yacimiento de El Castillo deja al descubierto 10.000 piezas

Uno de los arqueólogos examina un betilo o especie de monolito labrado.


Una vez concluido el estudio de materiales, los arqueólogos cifran en unos 7.000 los restos cerámicos cuyo origen puede datarse en el bronce final y en la época fenicia

A.F. González

Después de casi dos años desde que apareciera el yacimiento arqueológico encontrado en la ladera de El Castillo, durante las labores de control realizadas por los técnicos de la empresa Aranco que se disponía a construir una promoción de viviendas en octubre de 2006, estos mismos arqueólogos se encuentran en estos momentos concluyendo el estudio de materiales hallados en dicho yacimiento.Se trata de un importante conjunto de piezas que, según aseguran los propios técnicos responsables del yacimiento, se compone de unas 10.000 piezas cerámicas, encontradas en los 4.000 metros cuadrados de los que disponía el solar original en el que se realizaron las excavaciones tras la aparición de los primeros restos. De esta forma, de estas 10.000 piezas los técnicos estiman que entre 7.000 y 8.000 corresponderían a las épocas del bronce final y fenicia, "una importante cantidad de restos teniendo en cuenta el escaso espacio excavado hasta ahora correspondiente al yacimiento propiamente fenicio", destaca Paloma Bueno, una de las responsables del hallazgo.Esta importante proliferación de piezas es especialmente llamativa para los arqueólogos, los cuales destacan en este sentido que "esta circunstancia es indicativa de la importante ocupación que ha tenido esta zona de la ciudad a lo largo de las diferentes épocas, desde el bronce final hasta nuestros días, destacando especialmente la gran cantidad de piezas fenicias, muestra clara de la abundante población presente en dicho asentamiento desde esa época".Precisamente fenicios son dos de los restos encontrados en los que se pueden distinguir signos de escritura, uno bajo un plato fenicio de englobe rojo y otro grabado sobre el cuello de un pithoi o especie de vasija, unas piezas de especial importancia para los arqueólogas ya que a través de las mismas, según aseguran, se podría determinar la cronología aproximada del yacimiento.Todo ello, según mantienen los técnicos, viene a corroborar la importancia histórica y cultural del hallazgo y la necesidad de su puesta en valor, además de la continuación de las excavaciones e investigaciones, unas actuaciones que en estos momentos se encuentran a la espera de que Ayuntamiento y empresa propietaria de los terrenos lleguen a un acuerdo para su gestión.Asimismo, desde el equipo de arqueólogos se pone de manifiesto la necesidad de actualizar los datos históricos de la ciudad en los diferentes soportes en los que éstos se presentan, de manera que en los mismos se incluya este importante hallazgo y todo lo que del mismo se desprende en lo que a los orígenes de la localidad y su historia se refiere. "Sería interesante poder actualizar la historia local a partir de este hallazgo, además de ofrecer sobre el terreno, en la zona de El Castillo, los datos más destacados y la información técnica de la zona a través de paneles o cartelería", concluye Paloma Bueno en este sentido.

Tomado de: http://www.diariodecadiz.es/article/chiclana/157308/yacimiento/castillo/deja/descubierto/piezas.html